LONDRES (AP) — La inflación en la eurozona cayó en mayo a su nivel más bajo en el año, mostraron cifras oficiales el miércoles, en un reporte que pudiera moderar la conjeturas de que el Banco Central Europeo estudia posiblemente una reducción de su estímulo monetario.

Eurostat, la agencia de estadísticas de la UE, dijo que la inflación cayó a 1,4% en el año hasta mayo, comparado con 1,9% el mes previo. La tasa de mayo es la más baja desde diciembre del 2016, cuando la inflación era de 1,1%.

La razón más importante para la reciente volatilidad de la inflación es el precio del crudo, que ha subido luego de las bajas registradas el año pasado, pero aún oscila ampliamente. En lo que va de año hasta mayo, los precios de los combustibles subieron 4,6%. Sin embargo, el incremento de mayo fue el menor en el año y representó una baja marcada sobre la tasa equivalente en abril _ 7,6%.

La declinación de la tasa, ligeramente mayor que lo que se esperaba, significa que la inflación ha caído del objetivo de la banca central europea de apenas menos de 2%. El aumento en abril había generado conjeturas en los mercados financieros de que la banca estaría pronto en posición de retirar parte del estímulo, posiblemente en la reunión del jueves.

El Banco Central de Europa ha reducido tasas de interés, incluyendo la principal a cero, y se enfrascó en un vasto programa de compra de bonos para mantener controladas las tasas de interés en los mercados. Su objetivo principal es devolver la inflación a su nivel preferido y comenzar entonces a retirar gradualmente su programa de estímulos.

La recuperación de la economía fue evidente en las cifras de desempleo de Eurostat. La tasa en la eurozona cayó en abril a 9,3%, su nivel más bajo desde marzo del 2009, cuando la región y el mundo estaban en medio de una grave crisis económica.

NO COMMENTS

Leave a Reply

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.