LA PAZ, Bolivia (AP) — La policía antidroga de Bolivia descubrió una remota aldea de 35 casas cerca de la frontera con Chile cuyos pobladores se dedicaban a la elaboración de cocaína para exportarla al vecino país.

No es frecuente que la policía halle aldeas enteras dedicadas al narcotráfico pero tampoco es la primera denuncia. Sólo en la pequeña iglesia y en la escuela no se encontró evidencias de narcotráfico en la aldea, ubicada en una región desértica y despoblada del altiplano en la provincia de Oruro a 240 kilómetros al sudoeste de La Paz.

“En el lugar hay como 35 casas rústicas de adobe con techo de paja y en todas había elementos para fabricar cocaína, pero los pobladores huyeron cuando llegó la policía el fin de semana”, dijo el lunes a radio Erbol el mayor Mirko Bustos director de la policía antidroga en la zona.

Bustos dijo que los agentes decomisaron 4,6 kilos de cocaína, precursores químicos “y gran cantidad de envoltorios para empaquetar la droga”.

Según Bustos la fábrica casera de cocaína estaba emplazada en una altura desde la cual se domina los accesos a la aldea. “No es un pueblo fantasma, en las casas había alimentos y víveres y en la iglesia todavía ardían velas”.

Chile es unas de las rutas de la cocaína boliviana pero gran parte de la droga sale a Brasil.

1 COMMENT

Leave a Reply

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.