DAKAR, Senegal (AP) — Una amplia investigación de Naciones Unidas identificó centenares de violaciones de derechos humanos en República Centroafricana desde 2003. Los actos, que podrían constituir crímenes de guerra, incluyen masacres, violaciones en masa e incendios de localidades enteras.

La publicación del informe el martes coincide con la creciente preocupación de que el país, aterrorizado por múltiples grupos armados, esté cayendo de nuevo en un conflicto sectario y sangriento como el que causó miles de muertos entre finales de 2013 y 2015.

Investigadores de la ONU detectaron más de 600 abusos en el periodo de 12 años, y piden que se procesen y se forme una comisión de verdad y reconciliación. Aunque el informe evita identificar a los supuestos autores a no ser que sean objeto ya de sanciones o tengan una orden de detención en contra, sus identidades son conocidas y se guardan en una base de datos confidencial, explicaron los responsables.

“Con la documentación de las violaciones y abusos del pasado, esperamos dar vida a los esfuerzos nacionales e internacionales para proteger y llevar justicia a las víctimas de esos delitos”, señaló, Parfait Onanga-Anyanga, representante especial de la ONU para el país.

La Corte Penal Internacional estudia ya abusos cometidos en República Centroafricana en 2003.

Aunque el informe de la ONU no califica los peores casos de violencia sectaria como genocidio, sí “identifica factores que podrían justificar una investigación más profunda para determinar si se han dado las características de un delito”.

NO COMMENTS

Leave a Reply

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.